¿Debería ahorrar aparte?

Hace unos días, una de mis Raiters, me contaba que en su trabajo ya le estaban descontando un 10% del sueldo para un ahorro. Me decía que luego su empresa le daba ese dinero en diciembre y me preguntaba si con eso era suficiente o si además ella debía ahorrar aparte.

Hoy quiero compartir la respuesta que le di ya que creo que es una duda que muchos hemos tenido.

Objetivo de ahorro

Para responder esa pregunta lo primero qu debemos tener en claro es nuestro objetivo de ahorro. Para qué voy a utilizar ese dinero que estoy ahorrando. Sabiendo para qué lo voy a usar, podré saber cuándo lo voy a necesitar. Por ejemplo si estoy ahorrando para un fondo de emergencias, ese ahorro que me está haciendo mi empresa no me serviría, porque solo me da el dinero en diciembre y yo puedo necesitar el dinero cualquier mes del año.

Cantidad de ahorro

La siguiente pregunta que me tengo que hacer es si me alcanza, con ese dinero que mi empresa me esta apartando para los objetivos de ahorro que tengo.

Aspectos emocionales relacionados con el ahorro

Y lo más importante, tenemos que saber cómo nos afecta esto a nivel emocional.  Si recuerdas en el post de la ley de parkinson, nuestros gastos siempre se van a expandir hasta el máximo de nuestros ingresos, por eso,  si nuestra empresa ya nos está apartando el 10% y ese dinero no lo vemos hasta diciembre, es como si no lo estuviéramos cobrando. Luego cuando recibimos ese dinero lo podemos llegar a percibir como dinero "extra" y caer en el síndrome de la paga eterna,  creemos que ese dinero es como gratis, un bonus, cuando en realidad no es ningún extra ese dinero forma parte de nuestro salario.


Crear el hábito del ahorro

Si nosotros nos acostumbramos a que ingrese el dinero que ingrese,  del sitio que sea,  siempre apartamos un porcentaje para nuestros ahorros, otro porcentaje para nuestras inversiones,  iremos creando el hábito y nuestros ahorros aumentarán considerablemente. 

Recuerda que cuanto mayor sea tu capacidad de ahorro, es decir, cuánto más margen haya entre lo que tú ingresas y lo que tú gastas, más podrás crecer, porque ese margen es el que te sirve a ti para poder utilizar ese dinero por un lado, para comprarte esas cosas que te quieres comprar que con un solo sueldo no te alcanza, y por otro lado para poner a trabajar ese dinero para que te genere más dinero.

Hazte las preguntas correctas

En realidad, la pregunta inicial es incorrecta. Eso no es lo que deberías estar preguntándote.

 No es: ¿cuánto es lo mínimo, que debería, porque se supone que tendría que ahorrar?

No ahorras porque deberías ahorrar. Ahorras porque quieres ahorrar.

No ahorras porque deberías ahorrar. Ahorras porque quieres ahorrar.

Click to Tweet

Ahorras porque quieres comprarte esa casa, porque quieres hacer ese viaje, porque quieres que el día de mañana cuando tengas una emergencia puedas solucionarlo sin tener que endeudarte.

Ahorras no porque es lo que se supone que deberías hacer sino porque es lo que más satisfacción te va a dar y menos sufrimientos te va a traer en el futuro.

Si ahora mismo te estás preguntando, ¿cuánto es lo mínimo que debería ahorrar?, es normal que tengas dudas, si se supone que es un 10% y tu empresa ya te lo está apartando, entonces ya "has cumplido". Si lo piensas así, es lógico que quieras ahorrar lo mínimo indispensable, porque lo que "tengo que" ahorrar, no me lo "puedo" gastar y disfrutar.

Pero si realmente entiendes el por qué del ahorro, cuál es la finalidad, entonces lo verás desde otro punto de vista.

Cuando te das cuenta de que cuanto más margen tengas, mejor vas a estar y más cosas que a ti te gustan vas a poder hacer, entonces ya lo empiezas a ver con otros ojos. Ya no pensarás cuánto es lo mínimo que se supone que debería ahorrar, al contrario, pensarás cuánto es lo máximo que puedo ahorrar para poder cumplir mis metas y sueños antes. 

Motivación 

Verás que, a medida que vayas ahorrando, (aunque al principio solo sea un poquito) pero cuando veas que te puedes ir comprando esas cosas que te quieres comprar,  y cuando vayas viendo que el día que tengas un imprevisto,  no te tienes que endeudar porque tienes ese colchóncito de seguridad,  entonces cada vez te será más fácil hacerlo. 

Y tú, ¿ahorras lo mínimo indispensable que se supone que deberías ahorrar? ¿O lo máximo posible para llegar antes a tus sueños?

Te leo en los comentarios

¡Éxitos!

Alita


Etiquetas


Mira también

No soy bueno para los números

No soy bueno para los números

Hábitos que te hacen Pobre

Hábitos que te hacen Pobre
{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}
>
A %d blogueros les gusta esto: