Probablemente ya has escuchado mil veces eso de “no metas todos los huevos en la misma cesta”

Cuando se habla de inversiones uno de los puntos en los que más hicapié se hace es en la diversificación,  pero ¿qué es la diversificación? justamente eso, no meter todos tus huevos en la misma cesta, ya sabes,  porque si se cae la cesta te quedas sin huevos.

Imagina que inviertes en la bolsa de valores y solo compras acciones de Telefónica, si un día esa empresa quiebra te quedas sin dinero, pero si en cambio tienes acciones de diferentes empresas, si Telefónica quiebra, perderás algo de dinero pero no todo.

La diversificación es importante, pero no solo en las inversiones

También en los ingresos, o ¿de dónde te piensas que salen los huevos en primer lugar?

La mayoría de la gente solo tiene una “cesta” de ingresos, la de su trabajo, ¿y si se cae esa cesta? es mucho peor que perder una inversión, sin embargo el concepto de diversificación de ingresos no está demasiado divulgado. Hoy más que nunca es necesario tener más de una fuente de ingresos, no solo porque con uno no alcance, sino por seguridad.

El sueño del trabajo fijo

Los tiempos han cambiado, pero nuestra mentalidad no.  Seguimos los consejos que nos dieron nuestros padres, pero nos olvidamos que no vivimos en la época que vivieron ellos, el mercado laboral es muy distinto, la era industrial ya no existe, estamos en la era de la información y de la comunicación, los modelos de trabajo han cambiado muchísimo.  La época de “consigue un trabajo seguro y cuídalo” ya ha pasado, hoy en día ningún trabajo es seguro ni aunque tengas un contrato fijo, ¡ni aunque seas funcionario! los recortes están a la orden del día y nadie es inmune a los tijeretazos.

Entonces…. ¿qué hago?

Que no cunda el pánico, lo primero es darse cuenta de la importancia de diversificar y luego investigar qué otros tipos de ingresos puedes conseguir.

Si te pones a buscar un poco por internet te encontrarás con el que te diga que la solución es invertir en bolsa, con el que jure que no hay nada mejor que los ladrillos y que la panacea son los bienes raices, el otro te dirá que nada de eso, ahora la moda es el marketing online, móntate tu tienda en internet, hazte emprendedor, otro te dirá que te dediques a escribir libros, música, sacar fotos y cobres regalías por tu arte, está el que vende infoproductos, el que vende trastos usados por ebay, el youtuber, el blogger, el que hace trading, el que se dedica a los forex, el de la venta piramidal, la que vende Avón, el que contesta encuestas por dinero, etc, etc, etc….

Cada uno te recomendará lo que le ha funcionado y te dirá que eso es lo mejor, pero recuerda que lo que es ideal para uno tal vez no lo sea para ti.

Sé tú mismo

Cada uno de nosotros es una persona única e irrepetible y nuestra manera de ganar, gastar y administrar nuestro dinero también lo es, porque nuestras prioridades son diferentes, nuestros valores son diferentes, nuestra situación familiar es diferente, nuestro estilo de vida, ideología, capacidades, nivel de educación, habilidades, todo es diferente por eso ¡no puedes seguir ciegamente a nadie! bueno, como poder puedes, pero no te lo recomiendo.

Lo que sí te recomiendo es que investigues y aprendas de todas esas personas que están dispuestas a contarte y a enseñarte lo que saben, y que luego saques tus propias conclusiones y que pienses qué es lo que tú puedes hacer para generar otra fuente de ingresos. Como habrás visto la lista es larga, hay muchísismas formas de generar ingresos, no solo trabajando a cambio de un sueldo.

Crea más cestas

diversificación de ingresos

Si bien hay muchas maneras diferentes de generar ingresos, no lograrás generar la misma cantidad de dinero que consigues en tu trabajo. Al menos no de la noche a la mañana.

Y tampoco es recomendable que mañana mismo te hagas blogger, youtuber, empieces a invertir en bolsa y te compres un piso para alquilar, porque todas y cada una de las formas de ganar dinero mientras dependan de ti, no dejan de ser un trabajo, y como todo trabajo tienes que primero aprender a hacerlo, luego ganar experiencia y recién después hay algunos que ya no requerirán de toda tu atención y dejarán de ser trabajos para convertirse en inversiones.

En lo que te enfocas se expande

Empieza con algo, estúdialo, practícalo y fíjate si es algo que crees que puedes seguir haciendo a largo plazo, y si tienes ya una segunda vía de ingresos puesta en marcha, que requiere poco mantenimiento, recién entonces ocúpate de buscar una tercera y de a poco irás ampliando tus conocimientos y cada vez te será más fácil generar más ingresos.

Si no te ves capáz o no te animas, tampoco hace falta tener 20 fuentes de ingreso diferentes, pero aunque sea procura generar una más. Incluso si solo tienes dos, ya será mucho mejor que una sola.

Espero que te animes, que pruebes y que encuentres la manera ideal (para ti) de generar más ingresos.

Hoy quiero compartir contigo la plantilla de diversificación de ingresos, para que a medida que vayas generando nuevas vías de ingreso vayas viendo de manera gráfica cómo están tus “cestas”

Suscríbete para tener acceso gratuito a esta plantilla y al resto de las calculadoras Raitit.

¡Éxitos!

Alita

Si quieres aprender más sobre finanzas personales y saber todo sobre el sistema de sobres de dinero te recomiendo que leas mi libro Finanzas personales en prácticos sobrecitos, con los 15 ejercicios prácticos que contiene te iré guiando para que puedas crear tu propio plan, el que funcione para ti, para tu familia y para tu estilo de vida.

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

2 respuestas a “¿Cuántas cestas de ingresos tienes?”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *